none
Postres

tarta de leche de pájaro
 
tarta de leche de pájaro
   
Ingredientes:

INGREDIENTES PARA EL BIZCOCHO
- 140g de harina de repostería (harina leudante), tamizada.
- 100g de mantequilla a temperatura ambiente
- 100g de azúcar
- 2 huevos grandes
- 1 cucharadita de extracto de vainilla
INGREDIENTES SOUFFLÉ
- 20g de gelatina
- 140g de agua
- 300g de azúcar
- 2 claras de huevos grandes
- 1 cucharadita de zumo de limón
- 1 cucharadita de azúcar avainillado
- 100g de leche condensada
- 200g de mantequilla reblandecida a temperatura ambiente
INGREDIENTES GLASEADO DE CHOCOLATE
- 200g de chocolate negro amargo troceado
- 100g de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
 
     
Preparación:

Precalentar el horno 170 – 175º C. Preparar el molde, engrasar y empapelar. Batir la mantequilla y el azúcar, hasta que la se haga una crema de color amarillo claro y esponjoso. Añadir los huevos uno a uno, junto con el extracto de vainilla, batiendo luego de cada añadidura. Echar por último la harina tamizada, subir la velocidad y dejar batir un minuto. Verte la masa en el molde y hornear de 20-25 min. Luego de este tiempo sacar del horno y dejar enfriar sobre una rejilla. Se necesitara dos bizcochos, finos de grosor. Puede dividir la masa y hornear en dos moldes u hornear la misma cantidad en un molde y luego cortar a la mitad.

Deje todo preparado para cuando esté el soufflé, porque tendrá que trabajar con el, lo más rápido posible porque suele solidificarse rápido, así que usará como base uno de los bizcochos, colocándolo dentro del molde desmontable, siempre con la corteza dorada hacia arriba, en caso de que haya usado un solo bizcocho y este haya sido cortado a la mitad, porque de ponerlo al revés, el soufflé colará en la masa del bizcocho cuajando dentro de él). El otro bizcocho se usará más tarde. Déjelo preparado de esta forma.
Primero batir la mantequilla y la leche de condensada hasta que la mezcla sea suave. Reservar.

Poner en un cazo, a fuego alto, el agua y la gelatina, cuando coja el punto de ebullición, baje la temperatura del fuego y agregue el azúcar y la cucharadita de azúcar avainillado, revuelva hasta que el azúcar se disuelva y el sirope espese.

Revolver con varilla, las claras de huevo y la cucharadita de zumo de limón (este paso puede adelantarse, mientras poner a coser el jarabe). Cuando las claras hagan picos echar poco a poco, el jarabe de gelatina y azúcar, sin dejar de batir, hasta que esté todo mezclado. Añadir por último la leche de condensada y mantequilla, continuar revolviendo hasta que la mezcla sea homogénea.

Verte la mitad del soufflé en el molde, colocar con cuidado para que no se hunda en el soufflé, la otra capa de bizcocho, terminar cubriendo con el resto de soufflé, con una cuchara esta vez, repartiéndolo hasta que quede todo cubierto. Poner en la nevera de 1 a 2 horas.
Poner el chocolate a fundir en Baño María, cuando el chocolate sea liso, agregarle la mantequilla y remover hasta que se funda. Usar templado.

Una vez pasada la hora o dos, saque la tarta de la nevera, desmolde con cuidado y póngala encima de una rejilla, debajo de la rejilla una bandeja, por si gotea. Vierta el glaseado de chocolate sobre la superficie de la tarta y ayudándose de una espátula o cuchillo, repartir hasta que lo cubra todo. Si lo desea cubra los bordes, yo preferí no hacerlo por puro gusto. Vuelva a ponerla dentro de la nevera hasta que el chocolate endurezca.